Barsil
TOPSHOT - Aerial picture showing a burial taking place at an area where new graves have been dug up at the Nossa Senhora Aparecida cemetery in Manaus, in the Amazon forest in Brazil, on April 22, 2020. - The new grave area hosts suspected and confirmed victims of the COVID-19 coronavirus pandemic. More than 180,000 people in the world have died from the novel coronavirus since it emerged in China last December, according to an AFP tally based on official sources. (Photo by Michael DANTAS / AFP)

El país más grande de América del Sur es el epicentro de la pandemia en el mundo, el ritmo diario de muertes se ha acelerado y aún no se alcanza el “pico”.

Brasil reportó unos 1.473 decesos a causa de la Covid-19 en las últimas 24 horas, lo que representa el ritmo de un fallecido cada minuto desde el inicio de la pandemia en el país.

De esta manera, el Covid-19 en la nación suramericana registra mayor mortalidad que la ocasionada  por accidentes de tránsito, cáncer y dolencias cardiovasculares. El total de víctimas mortales asciende, este viernes, a 34.000 y el número de contagiados se ubica en los 619.000.

Con estos números, Brasil desplaza a Italia y se coloca tercero en la lista de países más afectados por la Covid-19. Estados Unidos y Reino Unido encabezan esa lista.

Las cifras ofrecidas por el Ministerio de Salud brasileño apuntan a que el número de muertes podría ser mayor, pues, además de las reportadas, hay otras 4.159 bajo investigación.

Brasil es, por otra parte, uno de los países del mundo que realiza un menor número de pruebas de detección per cápita, con limitaciones en la realización de esos exámenes a casos graves, así como personal de salud y seguridad.

Como parte de esas cifras, destacan los números de las poblaciones de los pueblos originarios. El Comité Nacional por la Vida y la Memoria Indígena contabiliza unos 83 pueblos afectados, unas 2.178 personas contagiadas y 211 fallecidos a causa de la Covid-19. 

Por el momento, las cifras de la Covid-19 en Brasil no apuntan a que se haya alcanzado el “pico” de contagios y casos activos.