coronavirus

«Yo caracterizaría América Central y América del Sur como el foco de transmisión del virus y no creo que en absoluto hayamos alcanzado el punto álgido de la transmisión», dijo el lunes en rueda de prensa el director de Emergencias Médicas de la OMS, Michael Ryan.

Ryan destacó que, en las últimas 24 horas, cinco de los 10 países que han notificado el mayor número de nuevos casos de covid-19 en el mundo están en las Américas. Estos países son Brasil, EE.UU., Perú, Chile y México.

Concretamente, en América Latina los países con la mayor cantidad de incrementos en casos diarios son Brasil, Chile, Colombia, Perú, México, Argentina y Haití.

«Estos países están trabajando para entender las proporciones de la infección y los sistemas sanitarios se ven sometidos a una enorme presión», destacó.

En Brasil, por ejemplo, el número de fallecidos alcanzó los 29.937 y acumula 526.447 casos confirmados. México tiene 93.435 contagiados y 10.167 muertos, mientras que  Chile registra 105.109 infectados y 1.113 personas han perdido la vida.

Solidaridad y apoyo

Ryan aseguró que a la OMS le preocupa especialmente países como Haití por la debilidad inherente del sistema de salud, pero también otros lugares. «Hay muchas respuestas diferentes en la región, vemos países que están abordando la pandemia desde un enfoque de toda la sociedad, el gobierno y con información científica, mientras que en otros vemos debilidad para tratar el covid-19», añadió.

Asimismo, destacó que durante semanas «el mundo puso sus ojos en lo que podría ocurrir en el sudeste asiático o en África y, en cierta medida, la situación en esos lugares sigue siendo complicada, pero está estabilizada. Sin embargo, en América Latina la situación está lejos de ser estable».

Ryan reiteró la necesidad de apoyar a estos países en su respuesta ante la pandemia y donde la gran densidad de población en los entornos urbanos y la pobreza son algunos de los factores que están impulsando la situación. «Nadie está a salvo hasta que todos estemos a salvo«, subrayó Ryan.

«No soy adivino, pero lo que sí tengo claro es que tenemos que mostrar solidaridad con los países de América Central, estar a su lado, prestarles el apoyo que tengamos en nuestras manos. Es decir, mantenernos unidos y no dejar a nadie abandonado», apostilló.