oscar

La 93ª entrega de los premios de la Academia del Cine de Hollywood tendrá lugar de manera presencial, según han informado un representante de la institución a la revista estadounidense Variety. El evento, programado originalmente para el 28 de febrero, se celebrará el 25 de abril en el Dolby Theatre de Los Ángeles (California), con un aforo de 3.400 asientos. La institución aún no ha especificado qué medidas sanitarias tendrá el recinto, pero un experto ha asegurado a la revista que se estudian “múltiples opciones”. Los organizadores han insistido que la gala sea lo más cercano posible a cómo tradicionalmente se ha llevado la noche más emblemática de Hollywood.

La Academia ya ha realizado algunos ajustes para adaptarse a la pandemia y sus consecuencias en el mundo del cine. El retraso de fecha de la gala dos meses, con la ampliación del plazo de candidaturas hasta el 28 de febrero, se ha hecho con la expectativa que se abran las salas de cine y participen más producciones. La institución también aprobó una excepción para que las cintas que no se hayan proyectado en cines, pero tengan intención de hacerlo, puedan ser candidatas a través de las plataformas de streaming. Muchos estudios, preocupados por la facturación, han decidido reservar sus grandes estrenos para después, con la esperanza que la situación mejore.

Los Globos de Oro, los premios del Sindicato de Actores de EE UU y otros galardones que tradicionalmente forman la temporada de premios durante los primeros meses del año, y que tiene como punto final la gala de los Oscar, no han dado respuesta clara sobre qué modalidad usarían para sus ceremonias. Los Emmy, el equivalente al Oscar para la televisión estadounidense, llevaron a cabo una especie de ceremonia híbrida para su entrega en septiembre: el anfitrión Jimmy Kimmel presentó el evento desde el Staples Center de Los Ángeles con los nominados transmitiendo desde sus respectivos hogares. Los Latin Grammy siguieron el ejemplo en noviembre, con una gala donde los artistas participaban de manera telemática desde distintas ciudades del mundo y con invitados puntuales sobre un escenario en Miami.

El condado de Los Ángeles encabeza en Estados Unidos el número de casos (409.015) y fallecimientos (7.702) registrados hasta este miércoles, según datos del Centro Johns Hopkins. El Ayuntamiento ha decretado hasta el 20 de diciembre una estricta cuarentena donde los residentes deberán permanecer en sus hogares, excepto para ir al trabajo y otras actividades esenciales.