PNC MINSAL

Fiscales de la Unidad Contra la Corrupción y la Impunidad de la Fiscalía General de la República (FGR) continuaron, por segundo día, con el allanamiento en sede central del Ministerio de Salud, por las supuestas irregularidades en el uso de fondos públicos durante la emergencia por COVID-19. No obstante, agentes policiales, entre los que se encontraban miembros de la Unidad de Mantenimiento del Orden (UMO) obstaculizaron la labor fiscal, en la búsqueda de documentos relacionados a la investigación de la Fiscalía.

La Policía Nacional Civil (PNC) pidió revisar la documentación del armamento que portaban los miembros de la FGR, así como también agentes de seguridad de salud negaron a darle ingreso a los Fiscales que solo salieron para almorzar. Dichas medidas han sido catalogadas como intimidatorias hacia el personal de la Fiscalía que investiga el uso de los fondos del Estado en la pandemia por COVID-19, ya que existen diversas irregularidades que han sido denunciadas.

Fuentes policiales argumentaron que la PNC solo realizaba procedimientos de rutina en la verificación del porqué Fiscales llevaban armas al interior del MINSAL. Sin embargo, estos hechos nunca se habían registrado antes, es decir, que la PNC no permitiera el ingreso de los Fiscales en los allanamientos.

German Arriaza informó que en el allanamiento en el MINSAL participan 85 fiscales y que se investigan las compras realizadas durante la pandemia.  Además, aseguró que la presencia de la PNC es fue petición de las autoridades del MINSAL. Por este hecho, advirtió que realizarán un análisis de las acciones tomadas por la PNC ya que los agentes policiales no pueden entorpecer el procedimiento de allanamiento.

“Les hemos hechos saber que ellos no pueden ni deben obstaculizarnos en la actividad que estamos realizando, así que la Fiscalía continúa realizando este procedimiento”, dijo Arriaza.

La organización Acción Ciudadana respaldó el trabajo de la Fiscalía al interior del MINSAL, por lo que emitieron un comunicado en el que establecieron que “Es inaceptable que la PNC esté realizando actos de obstaculización contra la labor de la FGR, pues aparte de constituirse en un nuevo atentado contra la separación de poderes es un acto delictivo ejecutado por la misma PNC”.

Además, Acción Ciudadana exigió al presidente de la República que ordene el cese de “este comportamiento antidemocrático e ilegal por parte de la PNC, y que deje que el procedimiento continúe para que se determinen las responsabilidades respectivas”.

También, el Centro de Estudios Jurídicos lamentó el proceder de la PNC “El respeto al orden constitucional se supone que es una de las razones de su origen”, afirmó.